Menu

La dureza del color

16 Marzo, 2010 - Intervenciones en la naturaleza

Post to Twitter Post to Facebook Send Gmail

Fernanda Ponce y yo fuimos de excursión creativa a un bosque de Polilepis que queda en las afueras de Quito en el páramo del Ecuador. Llevamos lanas y pigmentos para realizar alguna intervención entre las dos. Maravilladas con el lugar comenzamos instintivamente a pintar las piedras del río con pigmentos que creímos naturales. Las piedras del río iban adquiriendo una magia y nos entusiasmamos fotografiando nuestra intervención colorida. Pero en un accidente regamos un poco de pigmento en el agua que corría por el río pintándolo de color y sorprendidas aprendimos sobre esa dureza que el color producía en el agua, en la naturaleza. Tuve una sensación de tristeza por esta intervención artificial, a la vez que de alegría porque estábamos descubriendo algo y sobretodo nuestra acción nos estaba generando cuestionamientos de cómo deberíamos crear sin alterar el medio ambiente.

Nunca más volvimos a utilizar pigmentos en la naturaleza y sin embargo todavía continuamos pintando cuadros en la ciudad y cuando veo que la pintura se desliza en el lavabo pintando el agua me recuerdo de esta experiencia. Mi pintura al igual que mi ropa y me estilo de vida siguen siendo contaminantes, sólo que no me doy cuenta de su impacto inmediato como lo fue ese día en el río. Quizás en el futuro mi obra creativa sea el comienzo de una guerra universal por el agua. Pero me alivia saber que no soy la única culpable, ya que mi ropa, la computadora que utilizo, la cámara de fotos, todo mi estilo de vida utiliza agua para producirse y continúan contaminándolo todo. Lo más escalofriante es que no hacemos nada, supongo que es porque todavía el problema del agua no es un mayor problema, ya que mucha gente todavía tiene todos los días agua caliente para bañarse.

En Papallacta, Napo, Ecuador.

Etiquetas: , ,

One Response to “La dureza del color”

  1. Impresionante el caballo y el bosque, cada vez mejor.

    Te felicito.

Deja un comentario